Los niños son perfectos

12400429_457160197800562_6616215912435565246_n
No cesaremos de explorar,
Y al final de toda nuestra exploración
será llegar a donde comenzamos
Y conocer el lugar por primera vez
                                                   T.S ELIOT

Me encanta este poema del poeta británico TS. ELIOT, porque coincide en mis búsquedas e inquietudes recientes. Volver al origen para entender la vida. Este video del Físico y educador somático, Moshe Fendenkrais resume cómo los niños pueden ser la gran inspiración para reconectarnos con nosotros mismos.

Anuncios

Respirar la vida

12650909_468908536625728_1509780826474598375_n
Respirar para mí: hoy ,2016
Estar adentro y afuera
Energía del universo Que ingresa como cascadas a mis ser
Excursión al movimiento interno y externo
Recibir el néctar de la vida.
Y recuerden que al respirar piensen que el movimiento interno se inicia por la necesidad de sus células que necesitan el oxígeno para cumplir sus funciones. Respiren y sientan que su pie es el que respira, son sus células las que inician el movimiento. 🙂

No cesaremos de explorar,
Y al final de toda nuestra exploración
será llegar a donde comenzamos
Y conocer el lugar por primera vez
                                                   T.S ELIOT

El lenguaje es cuerpo

El lenguaje es cuerpo  y un acto motor. Desde el momento en que estoy  hablando ya hay un impacto corporal, una reacción en cómo procesas esa información, hay un movimiento interno en tu organismo.

Empecé  a interesarme por las aserciones desde que leí Gratitud de la autora Louise Hay. Su trabajo me parece super interesante, ya que es un ejemplo de vivo de cómo la visualización y el pensamiento positivo influye sobre nuestros cuerpos. Les dejo un slide de pensamientos positivos de Louise y que les vaya bonito

 

giphy

Otra autora muy interesante sobre el poder de las aserciones es Susan Jeffers. Descarguen su libro de manera gratuita aquí, va en inglés.

“I choose the path of trust. I understand that I

have little control in the external world. But I do

have control of my reactions to it all.”

Susan Jeffers